8 razones por las que visitar Grazalema

Turismo en Cádiz: 44 tesoros en 52 semanas.

8 razones por las que visitar Grazalema | Fuente: Por Celia Pérez del Cubo. Fotos: Destino Cádiz.

Cádiz es una tierra de contrastes donde los amantes de la naturaleza y la sierra encuentran su sitio en Grazalema. Situada en el interior del Parque Natural Sierra de Grazalema, pasear por sus estrechas calles de piedra, sus bellas plazas y sus paredes blancas te teletransportará a la Andalucía de árabes y mozárabes.

Ruta de los Pueblos Blancos

Grazalema forma parte de los 19 pueblos que conforman una de las rutas más famosas de la provincia gaditana. Con sus paredes encaladas y macetas de flores colgando de ellas, este pueblo te hará revivir todo el esplendor de Al-Andalus. Una ruta de pueblos que atraviesan toda la Sierra de Cádiz y que han heredado calzadas romanas, el cultivo del aceite o la producción artesana de productos de piel.

Parque Natural Sierra de Grazalema

Fue la primera Reserva de la Biosfera en España y el Primer Parque Natural de Andalucía. Su clima, que es el más húmedo de toda la provincia ha propiciado este entorno natural exclusivo que acoge cientos de especies animales y vegetales, muchas de ellas únicas del Parque Natural Sierra de Grazalema. Si tienes pensado visitar Grazalema no puedes perderte sus bosques de pinsapo, las cuevas subterráneas como la Garganta Verde o los cañones de Bocaleones o el río Majaceite entre otros muchos ecosistemas que este parque acoge.

Benamahoma

Esta pedanía, que pertenece a Grazalema, también forma parte de la Ruta de los Pueblos Blancos. En Benamahoma podrás vivir en primera persona su patrimonio cultural gracias a las fiestas de Moros y Cristianos (primer fin de semana de agosto), visitar el Manantial de El Nacimiento, mayor atractivo turístico de esta pedanía, hacer la ruta del  ríomajaceite o ir de romería en honor a su patrón San Antonio de Padua a principios de junio. Y no te olvides de probar su gastronomía, sus bares y restaurantes te dejarán un buen sabor de boca y querrás repetir.

La Iglesia de la Encarnación, en Grazalema, fue construida tras la Reconquista de la villa a finales del siglo XV.

Fiestas

Son muchos los turistas que les gusta visitar Grazalema por sus fiestas locales. Con una tradición que ha perdurado a lo largo de los siglos, estas fiestas son un bello reflejo de la forma de ver y vivir la vida de los grazalemeños y demás habitantes de los pueblos de la Sierra de Cádiz. Algunas de las más populares son la romería en honor a San Isidro Labrador (31 de mayo), la Velada de Nuestra Señora del Carmen y Lunes de Toro de Cuerda (del 18 al 20 de julio), la Recreación Histórica Sangre y Amor en la Sierra durante el mes de octubre o las Fiestas Mayores en la segunda quincena de agosto.

Cultura e historia

Pasear por Grazalema es un viaje en el tiempo a las diferentes culturas. El pueblo no ha perdido su tradicional arquitectura de pueblo árabe con sus casas encaladas, las calles estrechas y empedradas y sus tejas a dos aguas. Pero no solo es posible apreciar la presencia de los árabes sino también el paso de los romanos gracias a la Calzada Medieval o la villa romana Lacilbula. La cultura cristiana también tiene cabida en Grazalema con varias iglesias y la Ruta hasta la Ermita del Santo e incluso edificaciones que datan de la Prehistoria como el Dolmen de la Ciganta.

Turismo activo

Otra forma de visitar Grazalema mucho más excitante es mediante la práctica de actividades de turismo activo. Algunas de las más practicadas son las rutas de senderismo y a caballo por la sierra o la práctica de deportes de aventura como barranquismo, puenting, rutas en bicicleta, parapente o vuelos biplaza.

Alojamiento

A la hora de alojarte tienes dos grandes posibilidades. Una es reservar en alguno de los hoteles con encanto que hay tanto en el pueblo como en la sierra. O si quieres sentirte parte del pueblo y vivirlo de la forma más local y autóctona posible puedes alojarte en una de las muchas casas rurales que hay en Grazalema.

Gastronomía

Nuestra última razón para visitar Grazalema y probablemente una de las más importantes y que hace que más turistas visiten el pueblo es su cocina. No puedes perderte sus quesos, mieles y chacinas tradicionales de gran prestigio y reconocimiento en toda Andalucía, así como probar en sus restaurantes y bares algunos de sus platos más típicos como la sopa de Grazalema, la sopa de espárragos, venado en salsa o el revuelto de tagarninas, el cordero o rabo de toro.
Y para acabar de endulzar esta visita a uno de los pueblos con más encanto de Cádiz, no olvides probar la tarta de bellotas o traerte unos amarguillos como souvenir. ¡Te encantarán!

¿Nos vemos en Grazalema?